10/28/2010

Icaro



Enciendo otro cigarro,
deseando con vehemencia 
que la nicotina y otras tantas suciedades
fluya por mi boca.


boca, pulmones,
se filtra en mi sangre,
ordena a mi cerebro secretar endorfinas.

libera las ataduras,
la cadena de silencios cae al suelo,
y como Absolem formo letras con el humo.

flotan las letras,
grisáceas y mullidas como nubes,
buen material para un par de alas,
las pego a mi espalda con sombras y saliva.

que diría mi padre si me observara?
si viera a su buen muchacho jugar a ser Icaro,
"no sueñes tanto" seria lo mas probable.

pero mis pies están cansados,
tanto asfalto me hastía,
los cadáveres me lloran.


dejare atrás lo que fue mi vida,
los resecos restos de tantas imposiciones,
el common sense empacado al vació,
volare como poema que se escapa de unos labios.


D.C.